En un paso significativo hacia la mejora de la atención médica para las mujeres, el Estado de Baja California Sur ha implementado un programa que garantiza cirugías de reconstrucción mamaria gratuitas. El programa, que ha sido bien recibido, asegura que todas las mujeres mayores de 40 años tengan acceso a detección oportuna del cáncer y a tratamientos reconstructivos post-mastectomía sin costo alguno.

En Tijuana, la Clínica del Bienestar “Chihuahua” ha comenzado a ofrecer mastografías gratuitas, ampliando el acceso a servicios esenciales de detección. Esta clínica es la primera de su tipo en la región.

A nivel nacional, el pleno del Senado ha aprobado una reforma que convierte la reconstrucción mamaria en un derecho en hospitales públicos. Esta reforma busca establecer un enfoque integral en el tratamiento del cáncer de mama, incluyendo la atención psicológica y el acceso a procedimientos necesarios sin costo alguno.

Los procedimientos de reconstrucción mamaria se benefician enormemente de los avances en dispositivos médicos. Los implantes mamarios modernos y los materiales de sutura biocompatibles han mejorado significativamente la seguridad, la estética y los tiempos de recuperación en cirugías reconstructivas. En cuanto a la planificación quirúrgica, el uso de tecnologías de imagen de alta definición como MRI y ultrasonido permiten a los cirujanos visualizar y planificar intervenciones con una precisión sin precedentes, asegurando mejores resultados estéticos y funcionales. Además, la adopción de software avanzado y técnicas de modelado 3D permite simulaciones personalizadas que optimizan los resultados y personalizan el tratamiento para cada paciente.

Por otro lado, la industria de dispositivos médicos está constantemente innovando en tecnologías de imagen como la mamografía digital, la tomosíntesis (mamografía 3D), y la mamografía con contraste, junto con herramientas como el Software de Diagnóstico Asistido por Computadora (CAD) y dispositivos de mamografía portátiles. Estas tecnologías avanzadas permiten detectar tumores en etapas muy tempranas y con mayor precisión, reduciendo las tasas de falsos positivos y negativos. 

Al asegurar que las tecnologías más avanzadas estén al alcance de todos, México no solo está elevando el estándar de atención médica, sino que también está fomentando un mercado dinámico para la innovación en tecnología médica. Esta sinergia entre la salud pública y la tecnología médica es un poderoso recordatorio de que el progreso en uno puede impulsar avances significativos en el otro.

Por: Cipactli Vargas

Fuentes:

Reporte Índigo
Facilita Gobierno del Estado de Baja California acceso a la salud con Clínicas del Bienestar

Excelsior
La reconstrucción mamaria será gratis; Senado avala reforma